Liberté, j’écris ton nom

“Estoy en desacuerdo con lo que dices, pero defenderé hasta la muerte tu derecho a decirlo”

Evelyn Beatrice Hall

je suisFoto: www.vox.com

Y duele, y mucho, lo ocurrido ayer en Francia. Un ataque sin precedentes, que no sólo se llevó la vida de doce personas, sino el aliento de aquellos que luchan con bravura por la libertad de expresión.

Tragedias así, que descolocan ahondando en la desesperación, han de servir para reforzar un derecho inherente al ser humano que tanto tiempo nos costó adquirir.

Nosotros, un blog que promueve la cultura, la diversidad y la absoluta libertad de pensamiento que tantos artistas han manifestado, queremos rendir tributo al semanario francés Charlie Hebdo. Apoyar incondicionalmente a los afectados y brindarles, en estas líneas, nuestra profunda admiración.

En esta mañana fría y desolada, tenemos que levantar la voz y gritar por las injusticias. Ya son muchos los periodistas caídos; una profesión que nunca se ha escondido ante el riesgo y que por culpa de algunos incompetentes se ha ido desprestigiando poco a poco. Un oficio con el que miles de personas se levantan cada día desde lugares inhóspitos para desmembrar abusos, privilegios inoportunos y totalitarismos.

Hoy no caeremos en la trampa. Nuestro deber, nuestra lucha frente al oscurantismo, involucra actuar con razón y discernimiento. Implica entender que las primeras víctimas de este extremismo son y serán los millones de creyentes en el Islam, en Francia y en el resto del mundo, que lo practican con todo el debido respeto a través de la generosidad y la paz.

Hoy tenemos que apoyar a las masas silenciosas en su aspiración a la libertad. No caeremos en la estigmatización ni en el odio. Lucharemos con armas más potentes que las balas, lucharemos con nuestra inteligencia, con nuestro pensamiento libre. Esta misma libertad exige que todos entendamos que lo ocurrido viene a raíz de la ignorancia, de la manipulación y de la inhumanidad de unos pocos que no pueden pisotear el Islam y pretender ser portavoces del mundo musulmán.

Hoy, más que nunca, olvidemos las banderas, los partidos, los colores, los templos… para reivindicar unánimemente la libertad que nos pertenece.

Je suis Charlie Hebdo.

Nous sommes Charlie Hebdo.

Vive La Liberté!

the dFoto: www.boredpanda.com
Anuncios
Esta entrada fue publicada en General, Opiniones y Sandeces. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s